Cómo aprovechar las paltas en comida y tratamientos cosméticos

La palta o aguacate

Desde su conocimiento por parte del hombre, el aguacate o palta ha sido un gran aliado para el bienestar. No sólo propicia un aporte nutricional beneficioso (y delicioso), sino que además puede ser utilizado en tratamientos de cosmética y salud. Además, podemos aprovechar los beneficios de las paltas aunque estén pasadas de maduras, ya que sus diferentes puntos nos servirán para determinados fines.

Usos gastronómicos de la palta

En lo que respecta a la alimentación, podemos aprovechar los aguacates en su punto óptimo de maduración en amplísimas recetas y preparaciones, como ensaladas, cremas y salsas y en rellenos. Cuando compramos una palta o aguacate y lo hallamos un tanto verde, o que aún no está en su punto justo, podemos simplemente envolverlo en papel de diario y dejarlo fuera de la heladera, para que continúe con su proceso de maduración.

Quienes gustan de consumir la palta no tan madura, pueden aprovecharla en preparados y salsas del estilo del guacamole. Por ejemplo, podemos usarlas para complementar sándwiches de quesos picantes, aunque también su juventud permite cortarla en prolijos cubos para mezclarlos con otros cubos de tomate y cebolla, perejil picado, aceite, sal, pimienta y jugo de limón, y crear una salsa mexicana deliciosa.

Las paltas o aguacates más maduros, en cambio, pueden ser mejor aprovechados en preparados más cremosos. Por ejemplo, se pueden pisar la carne de una palta bien madura, condimentala con sal, pimienta negra, limón exprimido y cebollas y ajos finalmente picados, para tener una salsa práctica y sencilla.

Usos cosméticos de la palta

Sin embargo, quizás el mejor uso para los aguacates demasiado maduros sea su uso en tratamientos caseros de belleza.

Cuidar la piel. Pisa la carne de una palta pasada de maduración y úntala en la piel del rostro, el cuello y el pecho, y también sobre las manos. Puedes usarla sola o con unas gotas de aceite de oliva. Déjala actuar unos minutos, y retírala con agua tibia. Notarás una piel lozana, rejuvenecida y espléndida, sin desaprovechar aquella palta que olvidaste en el cajón de la verdura.

Crema de belleza casera. Podemos hacer también una crema de belleza casera, hirviendo una zanahoria para luego pisarla junto con la carne de una palta menos madura, crema base, un huevo y unas cucharadas de miel. Usaremos esta crema como máscara para el rostro y el cuello, rejuveneciéndolo e hidratándolo en minutos.

Descongestionar los ojos. Otra opción es pisar una palta y mezclarla con aceite de almendras, para descongestionar y deshinchar los ojos, o bien pisar palta con aceite de oliva para colocar en la cara y hasta en el pelo, obteniendo en segundos un aspecto brillante y nutrido, lleno de vida y de belleza.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo aprovechar las paltas en comida y tratamientos cosméticos, te sugerimos que visites nuestra sección Belleza y Estética.

Esta nota te fue útil?

28 valoraciones. El 93% dice que es útil.