Tratamientos naturales para la caspa seca o grasa

Caspa seca y caspa grasa. Diferencias y tratamientos

Pese a la existencia de dos tipos de caspa (caspa seca y caspa grasa), y el origen diverso de la misma, una vez ha aparecido siempre hay un causante de su permanencia: el hongo Malassezia globosa.

La medicina natural ataca el problema de la caspa desde el origen por tres frentes, pero primero para curar la caspa ya instalada es siempre necesario combatir el hongo que la cronifica con plantas de acción fungicida. Entre ellas, lo más efectivo es el llamado aceite de árbol de té, el cual se aplica siempre de manera local.

Otro fungicida es el zinc, usado tanto para tratar la caspa de manera tópica como incorporado a la dieta con alimentos como ostras, pavo, frutos secos, etc.

Formas para prevenir la caspa

Una vez controlada la fase aguda, se pasa a prevenir la caspa de tres maneras:

  • Los sedantes suaves como la pasiflora o la valeriana permiten prevenir la caspa de tipo somático.
  • Alimentos ricos en vitamina A como los huevos, los lácteos y las vísceras, así como los ricos en silicio como el bambú, junto con la levadura de cerveza y el aceite de onagra, contribuyen por sus propiedades nutricionales, a preservar la salud de la piel, haciéndola menos proclive a la caspa.
  • Los purificantes de la piel como nuevamente el aceite de árbol de té, el tomillo o el romero ayudan a mantener un correcto equilibrio en las secreciones sebáceas del cuero cabelludo.

Qué tratamiento aplicar según el tipo de caspa

La diferencia en el tratamiento de la caspa seca y de la caspa grasa suele ser sutil, limitándose a aplicar los tratamientos tópicos en una base más oleosa y regenerante en el primer caso o más astringente y alcalina si se desea tratar la caspa grasa.

No obstante hay plantas que están indicadas tan sólo en uno de los dos tipos de caspa. Es el caso de los aceites de rosa mosqueta y de argán, para aliviar la caspa seca, y de la ortiga y el lúpulo en el caso de la caspa grasa.

El aceite de árbol de té sirve para ambos casos por sus propiedades astringentes y a la vez regenerantes.

Si deseas leer más artículos parecidos a Tratamientos naturales para la caspa seca o grasa, te sugerimos que visites nuestra sección Belleza y Estética.

Esta nota te fue útil?

58 valoraciones. El 48% dice que es útil.